Descripción

Presentación Bolsa x 250 g

Equivalente: 144

Descripción:

 

La alfalfa, conocida también como mielga, alfalfe, o bien alfals o userda en catalán. Su alto contenido nutricional y la presencia de determinados principios activos, como fitoestrógenos e isoflavonas, hacen de ella un aliado de primer orden para la medicina natural y la práctica dietética.

 

 

Composición:

Esta compuesta por vitaminas A, C, E y K4 y minerales como calcio, potasio, hierro y fósforo.

 

Usos:

La alfalfa se usa para las enfermedades renales, las enfermedades de la vejiga y de la próstata y para aumentar el flujo de orina. Se usa también para el colesterol alto, el asma, la osteoartritis, la artritis reumática, la diabetes, el malestar estomacal y un trastorno de sangrado llamado trombocitopenia púrpura. La alfalfa posee grandes propiedades nutricionales y medicinales. Tiene más del doble de proteínas y cuatro veces más de calcio que la mayoría de los vegetales. Es un buen diurético, digestivo, mejora las arterias, mejora enfermedades respiratorias, combate los problemas estomacales y acidez, mejora el crecimiento del cabello, cura infecciones cutáneas, alivia los dolores menstruales y puede reducir la tensión arterial.

Modo de Empleo: 

 

Puede usarse como acompañante de comidas y batidos.

 


--

La alfalfa posee grandes propiedades nutricionales y medicinales.

Tiene más del doble de proteínas y cuatro veces más de calcio que la mayoría de los vegetales.

Su composición vitamínica es superior al poseer cuatro veces más vitamina A, tres veces más de complejo B y nueve veces más de vitamina E, además cuenta con un alto porcentaje de vitamina K.


    • Es un buen diurético y digestivo.

    • Mejora las arterias.

    • Mejora enfermedades respiratorias.

    • Combate los problemas estomacales y acidez.

    • Cura infecciones cutáneas,

    • Alivia los dolores menstruales.


Precaución: Puede provocar daños a enfermos de Lupus. No se recomienda a mujeres en embarazo o lactancia.
ALFALFA